Junaeb comienza entrega de alimentación con modalidad mixta para 1.800.000 estudiantes de todo Chile

Miércoles 03 de Marzo, 2021

 

  • Los establecimientos educacionales adscritos al Programa de Alimentación Escolar (PAE) podrán optar por el sistema de entrega de alimentación que más le acomode a su comunidad estudiantil, según sea la modalidad de retorno a clases por la que hayan optado.

 

  • Dentro de las opciones figura el servicio de desayuno y almuerzo de manera tradicional preparados en el colegio y las canastas individuales con alimentos para que los apoderados preparen en casa.

 

 

El seremi de Educación, Felipe Vogel; junto al director regional de Junaeb, Jorge Albistur; el director ejecutivo del Servicio Local Andalién Sur, Gonzalo Araneda y el director (S) provincial de Educación, Hugo Faúndez, visitaron el Liceo Andalién de Concepción e informaron sobre el inicio de la entrega de alimentación a todos los estudiantes del programa de Junaeb.

 

Con el objetivo de dar continuidad a este plan se organizó un sistema mixto para la entrega de almuerzos y desayunos a partir de esta semana a nivel nacional.

 

Esto significa que los servicios comenzaron a ser distribuidos bajo dos modalidades: canastas individuales de alimentación; o bien la preparación tradicional de desayunos y almuerzos en el establecimiento, esto según la elección que cada colegio informó a Junaeb.

 

El Seremi de Educación, Felipe Vogel, indicó “estamos muy contentos de dar el puntapié inicial a la distribución de canastas que está realizando de muy buena manera Junaeb, nos encontramos en el Liceo Andalién en la comuna de Concepción y desde acá estamos comenzando este proceso que es bastante grande, ya que son más de 142 mil beneficiarios de esta entrega de canastas individuales de alimentación”.

 

Fueron 134 colegios de distintas comunas de Chile los que optaron por la modalidad de comida preparada en sus cocinas, y los 12.000 establecimientos restantes recibirán, en esta primera instancia, canastas con alimentos, que apuntan a cubrir las necesidades nutricionales que un niño requiere durante 15 días hábiles. En la Región del Biobío son más de 142 mil canastas individuales que ya están en proceso de distribución en los diferentes establecimientos educacionales.

 

Según explicó el director regional de Junaeb, Jorge Albistur, “son más de 1 millón 800 mil canastas que se distribuyen a nivel nacional por el Programa de Alimentación Escolar y más 142 mil en la región del Biobío que ya comenzaron con su proceso de distribución y entregas en las diferentes comunas. El objetivo de Junaeb es que niños, niñas y adolescentes mantengan su alimentación, de tal manera que el retorno a clases vaya acompañado con este beneficio de alimentación a través de una canasta individual en la región”.

 

La primera canasta considera alimentación hasta el 22 de marzo. Durante estas primeras semanas de clases se analizará caso a caso y cada establecimiento educacional podrá optar por la modalidad que le acomode a futuro, incluyendo un eventual servicio mixto que combine en un mismo establecimiento, canastas y servicios presenciales

 

“Nosotros valoramos  la entrega de alimentación a los estudiantes de nuestro territorio, ya que va en su directo beneficio, aportando en su nutrición en el contexto de poder prepara dichos alimentos en el hogar. Valoramos  la entrega de canastas en esta primera etapa por parte de Junaeb y agradecemos este beneficio que llega a más de 23 mil  estudiantes de los establecimientos educacionales del Servicio Local Andalién Sur”, manifestó su director ejecutivo, Gonzalo Araneda.

 

 

Canastas

Cada una de las canastas tienen una estructura alimentaria similar a las más de 21 millones de unidades entregadas durante 2020, incorporando algún tipo de proteína entre carnes procesadas, pollo congelado, atún o jurel en conservas y huevos, además de cereales, leche y verduras y frutas.

 

A diferencia del  2020, este año se cambiaron algunos productos a nuevos formatos, como, por ejemplo, barras de cereal o cajas de leche individuales, con el fin de que los estudiantes que vuelven de forma presencial por turnos, puedan transportarlos de manera más fácil y cómoda. En el mismo sentido, también comenzará a incorporarse un recipiente hermético para que cada niño, niña y adolescente pueda llevar la comida preparada en casa al colegio, los días en que tenga clases presenciales.